Ir al contenido principal

Primer campamento de grupo. La Florencia, Granada.

Los días 6 y 7 de Noviembre realizamos por fin nuestra primera acampada de grupo, dejándonos con muchas historias y recuerdos que contar. La Manada de Hathi empieza su andadura scout con el primer campamento de la vida de muchos lobatillos y lobatillas. Han correteado, han hecho talleres, juegos, danzas y han pasado mucho frío. Pero como habréis podido adivinar, eso no les ha conseguido parar los pies ni por un momento. Hoy se enciende un poco su llamita scout. La Tropa Jábega y la Unidad Aves de Paso comienzan a tomar contacto con sus nuevos troperos y escultas realizando actividades propios de su sección, la Tropa aprendiendo técnicas de campismo y la Unidad haciendo juegos de rol, talleres de canciones y reuniones que los han unido más que nunca. El clan teniendo por lema el servicio a los demás, se ha encargado de que no pasásemos  (demasiado) frío en este campamento, ocupándose de los fuegos y de preparar el desayuno y el caldo para la cena. Gracias!! Y no sólo nos quedamos ahí, e

MÉTODO SCOUT


Nuestro método educativo se basa en la acción, la responsabilidad y la confianza. A través del tiempo libre, formamos a niños, niñas y jóvenes en varios planos: social, psicológica, intelectual, emocional y espiritualmente.

El método educativo scout se define como un sistema de autoeducación progresiva basado en:

Educación en valores: El joven establece libremente un compromiso personal ante sus compañeros, asumiendo una responsabilidad: social, personal, ética… resumidos en la promesa y la Ley Scout.

Aprender haciendo: La educación por la acción y la propia experiencia. El aprendizaje se hace a través de la observación, la experimentación y la actividad personal, permitiendo a los participantes realizar acciones por sí mismos y adquirir experiencias personales. Se pone en práctica la educación por la acción mediante la aplicación de la metodología del proyecto: educación activa y empleo del juego como oportunidad óptima de experimentar, aventurar, imaginar, soñar, proyectar, crear y recrear la realidad.

La vida en pequeños grupos: El pequeño grupo socializa, identifica a sus miembros con los objetivos de las actividades y permite profundizar en el conocimiento mutuo. Todo ello posibilita la participación, el aprendizaje y la asunción de responsabilidades. Así se crea un espacio educativo y de confianza en uno mismo privilegiado para crecer y desarrollarse.

Con la ayuda de adultos: La presencia de un adulto capacitado, que se incorpore a la vida del equipo proponiendo, revelando y ayudando a descubrir, facilita el diálogo y la cooperación, invitando al grupo a producir lo mejor de sí mismo.

La asunción paulatina de responsabilidades en el propio desarrollo: La vivencia de la participación en diversas actividades, asumiendo responsabilidades consigo mismo y con el grupo, ayuda al establecimiento de un compromiso personal libremente aceptado, en el que se basa el éxito del equipo.

La formación autogestionada: Cada joven participa en su propio proceso de desarrollo, formando parte activa de las diferentes etapas en las que se determina el Programa Educativo Scout.

Unos programas progresivos y atrayentes: La presentación de técnicas atrayentes que se aprenden ejecutándolas, permite estimular el desarrollo de las aptitudes, motivar una futura vocación y colaborar en la formación de la persona, aportando la seguridad que implica el manejo de una destreza.

La variedad y los centros de interés: A través de ellos, niños/as y jóvenes se relacionan con el mundo, descubren sus capacidades y las de los demás, el valor de la cooperación y el espíritu de equipo, descubriendo de un modo alegre lo que juntos pueden hacer.

El contacto directo y continuado con la naturaleza: El descubrimiento de la naturaleza estimula la creatividad, crea vínculos entre los miembros del grupo, favorece la comprensión de la vida en sociedad y permite valorar la vida sencilla y los ritmos naturales.

Estructura del grupo scout

Los scouts son niños y jóvenes, de ambos sexos, de 6 a 21 años, que se organizan en las siguientes secciones:
Castores: 6 a 8 años.
Lobatos: 8 a 11 años.
Scouts: 12 a 14 años.
Escultas o Pioneros: 14 a 17 años.
Rovers o Compañeros: 17 a 21 años.